Blog Católico de propagación del evangelio según la Iglesia de Jesuchristo. //Velad por vuestra salvación con temor y temblor// Filipenses 2:12

El Gran Aviso


Tomado de http://www.revelacionesmarianas.com

EL GRAN AVISO DE DIOS A LA HUMANIDAD

EL ANUNCIO DEL AVISO CAUSA RISA A ALGUNAS CRIATURAS HUMANAS, PERO ESTO HIJOS, EN UNA VERDAD, COMO VERDAD ES LA PALABRA DE MI MADRE QUE PROCLAMA LOS DECRETOS TRINITARIOS. CUANDO ESTO SUCEDA, AQUELLOS QUE SE BURLARON DE ESTE DECRETO DIVINO, SENTIRÁN CONSUMIRSE EN SU PROPIO PECADO. LES HEMOS LLAMADO A CONCIENTIZAR EN LA SERIEDAD DEL INSTANTE EN QUE SE MUEVEN. PERO COMO AQUELLOS QUE SE BURLARON DE NOÉ, ASÍ GEMIRÁN.

EL AVISO, CÓSMICO Y ESPIRITUAL, NO SE HACE ESPERAR, Y SE DARÁ CUMPLIMIENTO. INVITO A MIS FIELES SACERDOTES A LLAMAR A SUS OVEJAS A RECAPACITAR Y A RECONOCER Y EVITAR CON CUIDADO EL PECADO QUE HUNDE, ESCLAVIZA Y LLEVA A LA MUERTE ETERNA.
Nuestro Señor Jesucristo a Luz de María 21.10.2011

“AMADÍSIMOS MÍOS: NO OLVIDEN QUE EL TIEMPO NO ES TIEMPO, QUE SE ENRUMBAN AL CUMPLIMIENTO DEL GRAN ACONTECIMIENTO EN EL QUE CONFLUYEN TODOS MIS LLAMADOS: EL CUMPLIMIENTO DE UN ACTO DE MISERICORDIA TRINITARIO HACIA EL HOMBRE EN ESTE INSTANTE QUE ES: EL GRAN AVISO
La Santísima Virgen a Luz de María 07.09.2011

¿QUÉ SERÁ EL AVISO UNIVERSAL?

El AVISO universal será un evento cósmico sin precedente en la historia de la humanidad, un fenómeno de naturaleza desconocida para la ciencia; según muchos videntes será como una LUZ encendida en las profundidades del Cosmos, que proviene directamente de Dios y que impactará la tierra durante 20 minutos aproximadamente, será visible al ojo humano pero será también una fuerza invisible que sacudirá las conciencias de los hombres, provocando en el ser un gran shock de orden emocional, psicológico y espiritual, mas no producirá ningún daño físico directo; por lo tanto bien se podría definir como “el último esfuerzo del cielo” para que la humanidad tome clara conciencia de Dios y del pecado, ampliando la dimensión espiritual y la comprensión de la MAGNITUD de la distancia que hemos tomado de Dios por causa de nuestros pecados.

En otras palabras, este Aviso universal será una gran prueba para la conciencia de la humanidad, no será pues algo que modifique el curso de los eventos catastróficos que deberemos afrontar, sino mas bien será una posibilidad de cambiar nuestra perspectiva frente a esta realidad, pudiendo obtener de ello grandes beneficios espirituales.

Este evento ampliamente revelado por Dios a muchos instrumentos alrededor del mundo, no es en realidad de gran conocimiento público y a su vez poco creíble para otros; seguramente se preguntará el lector por qué algo de tan grande magnitud a permanecido en el silencio? quizás la respuesta sea porque no ha sido vinculado ni a la ciencia (por no contar con elementos tangibles) ni a la religión (por tratarse de revelaciones privadas) quedando de este modo adherido solo a los hombres de fe.

Algunos de los mensajes dados por Jesús y María Santísima a través de almas escogidas a lo largo del tiempo explican o dan a conocer algunos detalles sobre la naturaleza, sobre los efectos que tendrá en el género humano y el tiempo en que ha de ocurrir este gran Aviso de Dios a la humanidad.

Cabe mencionar que este conocimiento es dado a los instrumentos escogidos en forma de locución interior, muchas veces acompañado de visiones o también de forma mística, es decir, experimentando el evento en su naturaleza humana – espiritual, sintiendo de este modo los efectos que el Aviso producirá, dando así un conocimiento en su real magnitud.

Se conocen muchas revelaciones de videntes auténticos sobre este gran AVISO de Dios a la humanidad desde hace mucho tiempo, pero fue en las apariciones de Garabandal, donde se comienza a difundir en los cinco continentes este tema, comprendiéndose en un contexto más amplio. Veamos pues una breve síntesis de una de las apariciones Marianas más extraordinarias de la historia.

Garabandal es un pequeño y humilde pueblo ubicado en una zona montañosa del norte de España en donde aun hoy se conservan las huellas dejadas por la presencia de la Santísima Virgen María en las casi 3000 apariciones públicas entre los años 1961 y 1965 a cuatro niñas de entre 11 y 12 años, Conchita, Jacinta, Mari Cruz y Mari Loli.

Fueron muchos los mensajes y profecías dados a la humanidad a través de estas niñas, pero fue el anuncio de tres grandes eventos de carácter universal lo que mas impacto causó en aquel entonces.
Estos eventos han sido anunciados por otros videntes y rectificados en otras apariciones Marianas y son: EL AVISO, EL MILAGRO y EL CASTIGO o Purificación.

Según la visión de las niñas este castigo será tan grande como jamás lo hubo ni lo habrá sobre la faz de la tierra, afectará a toda la humanidad, y por tal motivo el AVISO universal y el MILAGRO vienen antes para prepararnos y como última oportunidad de conversión.
El MILAGRO de Garabandal viene poco tiempo después del AVISO para confirmar al mundo que el AVISO vino de Dios y no quede duda de su naturaleza.

Exponemos a continuación algunos comentarios hecho por la principal vidente, Conchita González que por aquel entonces tenía 16 años:

Que este Aviso está vinculado a un fenómeno de la naturaleza; que este nombre existe en el diccionario y empieza con la letra “A”.
Que el Aviso es algo que viene directamente de Dios y podrá verse en todo el mundo al mismo tiempo.
Que será como una relación de nuestros pecados y será visto y experimentado tanto por creyentes como por no creyentes y por personas de todas religiones.
Que el Aviso es como una purificación para prepararse al Milagro.
Que es también una especie de catástrofe, que hará que pensemos en los muertos, es decir, que preferiríamos estar muertos antes que experimentar la vivencia del Aviso.
Que este Aviso será una corrección de la conciencia del mundo, y los que no conocen a Cristo, es decir, los que no son cristianos creerán que es un Aviso de Dios.
Que lo más importante de ese día es que todas las personas del mundo verán una señal, una gracia o un castigo en el interior de sí mismas, en otras palabras, un Aviso.
Que se hallarán completamente solos en el mundo en ese momento, independientemente de donde estén, a solas con su conciencia y ante Dios. Verán entonces todos sus pecados y lo que sus pecados han provocado.
Que cada quien sentirá de modo distinto este acontecimiento porque dependerá de la conciencia de cada uno, ya que los pecados son distintos los de una persona y los de otra.
El Aviso estará vinculado a un fenómeno astral, como si dos estrellas chocaran entre sí; que este fenómeno no producirá daño físico, pero nos espantará, porque en ese preciso instante veremos nuestras almas y el daño que hemos hecho; será como si estuviéramos agonizando, pero no moriremos por sus efectos, aunque es posible que muramos de miedo o por la impresión de vernos a nosotros mismos.

Estas revelaciones dadas en aquella pequeña aldea se condicen con otras tantas dadas a lo largo del tiempo en todo el mundo pudiéndose constatar que dicho AVISO vendrá como una última campanada para la humanidad, la cual se encontrará sumida en una profunda crisis planetaria.

Exponemos a continuación el relato de la vidente Luz de María de Bonilla, quien desde hace ya más de 17 años recibe mensajes de Nuestro Señor Jesús y Nuestra Santísima Madre, profetizando y advirtiendo a la humanidad sobre acontecimientos dramáticos, muchos de los cuales se han cumplido con exactitud, ella cuenta con un grupo de sacerdotes que la acompañan, permaneciendo en el anonimato por mandato de Jesús hasta que El disponga se dé a conocer públicamente su identidad, no obstante debido a la celeridad de los eventos muchos de los mensajes se dan a conocer a la humanidad por disposición del Señor.

Aquí el relato que ella nos da sobre su experiencia personal de lo que será el Aviso Universal.

De modo muy particular, el Señor me ha dado a comprender que vendrá un cometa que se acercará a la tierra, toda la humanidad lo verá, esto hará a muchas personas acercarse por pánico a la confesión, pero no por arrepentimiento.
Va a aparecer una señal en el cielo, “UNA CRUZ” (1) por varios días, las personas de fe sentirán la necesidad de confesar sus pecados, de arrepentirse, los demás dirán que es provocado por el hombre y se levantaran en contra de la Iglesia Católica, diciendo que es un ardid para atemorizar a la humanidad.

En medio de esta confusión y de un terremoto, vendrá el AVISO, del cual Nuestro Señor me permitió vivir una parte en la cuaresma del año 2008, el día miércoles santo, la que describo a continuación:

Sentí en mi ser una angustia, como de algo que se acercaba y no sabía que era… como un susto, algo angustiante, que yo no sabía que era, pensé que algo iba a suceder, era algo que hacía que mí corazón palpitara aceleradamente.

Así pasé como unos 20 minutos, después la angustia fue creciendo, hasta que comencé a sentir como que el alma se me salía, porque poco a poco sentí una soledad espantosa que me iba llenando no solo el ser espiritual sino mi cuerpo físico. Hasta que sentí una soledad terrible, la angustia me hacía caminar de un lado a otro, porque cada vez la soledad era más grande, yo era totalmente consciente de que me estaba quedando sin Dios en mi ser, mi alma estaba desolada, angustiada, yo caminaba buscando consuelo y no lo encontraba, la soledad, el vacío era cada vez más grande, hasta que llegó el momento en que sentía enloquecer, mi alma se quedó sin Dios! Y como una película comenzaron a desfilar dentro de mí, todos los pecados, quizás los más grandes que cometen los hombres: sentí o mejor dicho estaba viviendo, porque yo lo sentía como propios, los vivía, sentí lo que pasa por la mente, por el corazón, por el interior de las personas que se quitan la vida, viví esos momentos anteriores que padecen los que se quitan la vida, viví lo que siente un niño cuando está siendo abortado, viví los abusos de los seres humanos que son ultrajados, viví la drogadicción, la prostitución, toda clase de pecados comenzaron a desfilar uno a uno dentro de mi alma, era una desesperación terrible, yo sentía en mi mente que no podía salir de la casa, porque estaba abandonada de Dios, estaba viviendo “LA AUSENCIA TOTAL DE DIOS”, es un espantoso vacío, que nada lo llena, “aquí los hombres pecan y se arrepienten, pero no se siente el peso, la ofensa que causa el pecado, porque se tiene la presencia de Dios”

Yo caminaba desesperada viviendo aquel abandono de Dios, tan terrible, y en eso me acordé que mi esposo sí tenía a Dios y me fui a buscarlo a su habitación y le dije, ¡Por favor impóngame las manos sobre la cabeza, necesito que me pase a Dios, porque me abandono! Mi esposo asustado no sabía qué hacer, y me preguntaba ¿qué te sucede? Y yo le decía desesperada, no tengo a Dios se me fue, por favor pásemelo; mis lamentos realmente eran de lo profundo de mi ser y él me decía ¿qué rezo? Y yo le decía lo que sea, pero páseme a Dios!… esto fue en verdad desolador, amargo.

El oró, pero el vacío seguía, creo que fui tentada por el demonio a salir de mi casa, tomar el auto y buscar a uno de los sacerdotes, pero yo dentro de mí sabía que si salía de mi casa, podía ser fatal, entonces, me tiré al suelo con los brazos extendidos en cruz y suplique a Dios que regresara a mí, en ese momento, entonces ¡Mía alma me hablo! Yo sabía que era mí alma, y me dijo unas palabras, que yo fui repitiendo conforme ella me las decía y sentí que el Espíritu Santo me estaba llenando, me fui sintiendo invadida por una paz que jamás antes había experimentado, una paz que me saturó, que me fusionó, sentía el pecho rebosante hasta algo físico me quedó, una presencia que hoy la siento todavía y abarca todo mi pecho.

Así será el AVISO, por eso, las personas que están en pecado se volverán como locas y el demonio que estará esperando las inducirá a quitarse la vida, para llevárselas como su botín antes que llegue la hora de la misericordia, “el AVISO será para los que no están con Dios el momento terrible, insoportable en que se terminarán de entregar en manos del demonio” que con sus legiones demoníacas cercaran a las almas, para recriminarles el pecado en que viven y para decirles que no tendrán perdón de Dios.

Para los que están tibios, será el momento del arrepentimiento, de gracia, porque al comprender el error pedirán perdón y se convertirán, y para los que están en gracia será ese quedar llenos de la presencia del Espíritu Santo.
Sabemos que después del AVISO, los que no creen, le darán una significación científica, para que la humanidad continúe en el error y el pecado crecerá y habrá persecución.

Desde este día mi vida no es la misma, Dios en el AVISO nos dará conciencia del pecado, ese día jamás lo olvidaré, lloré en esos momentos en que no sentía a Dios, no podía ni pensar porque la ausencia de Dios superaba todo, solo sentía el vacío y vivía en mi carne los pecados que llegaban unos tras otros, aumentando la angustia y la soledad.
En este momento en que escribo y cuando hablo de ello lloro, lloro porque el solo recuerdo me duele tanto, que siempre le pido a Nuestro Jesús no me vuelva a hacer pasar por eso, porque creo que no lo resistiría más.
Esa es mi experiencia personal sobre el AVISO, la trascripción de esta vivencia, de este padecer con Jesús. El me ha dicho que “ESTO SENTIRÁN LAS ALMAS EN EL AVISO Y QUE ES SOLO UNA GOTA DE LO QUE EL VIVIÓ EN GETSEMANÍ POR NUESTRAS CULPAS”

Se repite una experiencia similar en donde Luz de María recibe un mensaje de nuestra Madre Santísima, anunciando la proximidad del AVISO, aquí su relato:

Mi experiencia del AVISO que tuve con el mensaje de Mamá María hace poco fue similar a la anterior, solo que aquella vez fue con tal intensidad que pasó frente a mí cada pecado, con su grado de ofensa a Dios, con el dolor que causa a Dios y con el recargo que tiene hacia toda la humanidad, fue un abandono de Dios TOTAL, no solo a nivel personal, sino en ese momento sentí el dolor del cosmos en general, al mirar a Dios alejado de Su Creación por la voluntad humana.

En ese momento Jesús me hizo sentir que así se sentiría en el AVISO expresamente “EL ABANDONO DE DIOS, NO POR EL QUERER DE DIOS, SINO PORQUE EN ESE MOMENTO SERÁ DIOS QUE ATENDIENDO AL QUERER DEL HOMBRE DE HACER USO DE SU LIBRE ALBEDRÍO, LE COMPLACERÁ UNA VEZ MÁS”

Las dos vivencias son muy similares, solo que la de la cuaresma sé que provenía de la Santísima Trinidad y la intensidad fue mucho más fuerte, aunque en esencia la misma y esta del mensaje anterior provenía del dolor de Nuestra Madre, que comprendo, que son uno solo, porque la Madre Santísima es el recinto Trinitario, por eso el alejarse de Dios, es alejarse de la Madre, las dos vivencias han sido muy fuertes, pero más la primera aunque ninguna quisiera que se repita!

Quizás por estas vivencias misericordiosas, es que trato y lucho de cuidarme de caer en pecado y me confieso cuanto puedo y me duele ofender a Nuestro Jesús, porque no quisiera me encontrara ofendiéndole.

POR LO QUE ME HA DICHO JESÚS, CON EL AVISO, QUE ES TOTALMENTE INTERIOR, EN EL SENTIR, HABRÁ UNA PARTE TAMBIÉN QUE VA A SER A NIVEL CÓSMICO, PORQUE TODO EL COSMOS QUIERE PURIFICARSE, YA QUE HA SIDO CONTAMINADO POR EL PECADO DEL HOMBRE. LA CREACIÓN QUE ESTÁ EN TOTAL CONCORDANCIA CON LA SANTÍSIMA TRINIDAD, QUIERE LIBERARSE DE LA CONTAMINACIÓN QUE EL HOMBRE LE HA CARGADO.
Así que se bien que como Nuestro Señor nos da siempre tres, la tercera vez que pasaré por esto será en el AVISO y ruego al cielo esté preparada para esta gracia.

Después de las dos vivencias sobre el AVISO, aunque como digo la primera supera la que compartí con el mensaje de Mamá María, siempre la visión y la vivencia es como si fuera la primera vez y quizás porque la del 2008 fue un sentir a nivel cósmico, la de ahora fue más en el plano humano.

Cuando miro a Jesús y me habla, para mí cada vez es como la primera y la vivo con tal intensidad al igual con Mamá María cada revelación es como si fuera la primera, es un total enamoramiento Divino.
Jamás uno podrá acostumbrarse, por lo menos yo no, a mirar a gustar a vivir el Amor Trinitario y el Materno. En cada ocasión es en verdad la primera.

Esto es lo que a mí Jesús me ha permitido vivir referente a esta gracia para la humanidad, entonces habrá su parte visible para todos, con la señal en el cielo primero, (1) luego he visto la Luz Santísima sobre la humanidad que vendrá a sacar las tinieblas que cubren con tanto pecado la tierra y el cosmos, tocará la conciencia del hombre y Dios se retirará por unos momentos, esta fuerza Divina chocará visiblemente con la tierra y se mirará en el cielo y la tierra temblará…

Como mencionamos anteriormente sobre la forma en que el cielo da conocimiento a muchas almas escogidas, Luz de María nos ha dado a conocer su experiencia mística en relación al AVISO, una experiencia extraordinaria, dolorosa si se quiere, pero que nos permite comprender la dimensión de este evento universal próximo a manifestarse, que es conveniente profundizar y comprender en nuestro interior.

Quienes están conscientes de la delicada situación planetaria en todos los órdenes, sabrán, no solo por la simple lógica sino también interiormente, que llegar a una toma de conciencia universal mediante una forma convencional, humana, para revertir en lo inmediato la forma de pensar y de obrar del hombre, en medio del descontrol moral, la falta de valores altruistas, la falta de fe y el masivo plan de distracción, sería hoy en día una utopía frente a los eventos dramáticos que estamos viviendo, por lo tanto, nos queda una posibilidad lógica que es una INTERVENCIÓN DIVINA, la cual dará una gran oportunidad a toda la humanidad de hacer un alto en el camino y volver así la mirada al Creador.

(1) LA GRAN CRUZ QUE SE VERA EN EL CIELO

“…ENTONCES APARECERÁ LA SEÑAL DEL HIJO DEL HOMBRE EN EL CIELO; Y ENTONCES LAMENTARÁN TODAS LAS TRIBUS DE LA TIERRA…”
(Mateo 24:30)

MENSAJE DE LA SANTÍSIMA VIRGEN MARÍA
A SU HIJA AMADA LUZ DE MARÍA
3 DE MAYO 2010

YA HA LLEGADO EL TIEMPO ESPERADO, EL TIEMPO ANUNCIADO, EL TIEMPO QUE NO ES TIEMPO. Ya se asoma el Aviso: la niebla cubrirá todo el orbe y una luz intensa que se desprenderá de la Cruz de Amor en el Cielo, les hará saber que ya es la hora. El sol se ocultará y el ardor que proviene de lo alto, se dejará sentir en la carne de todos los hombres. No habrá lugar dónde se puedan esconder; todos los hombres verán y sentirán el ardor del fuego que viene de lo alto. Y verán también su estado interior.

MENSAJE DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO
A SU HIJA AMADA LUZ DE MARÍA
29 DE AGOSTO DEL 2010

Mi Cruz es victoria y brillará en el firmamento durante siete días con sus noches. Resplandecerá constantemente. Será señal previa a cuanto Mi Pueblo espera, y para los que no creen, será gran confusión. La ciencia tratará de dar explicación a lo que no tiene explicación científica.

MENSAJE DE LA SANTÍSIMA VIRGEN MARÍA
A SU AMADA LUZ DE MARÍA
24 DE OCTUBRE DEL 2010

CON LA MIRADA EN LA VOLUNTAD DE DIOS, ASÍ CAMINA EL PUEBLO DE MI HIJO:
SEDIENTOS, PERO REFRESCADOS; CANSADOS, MAS NO ABATIDOS.
Amados hijos, busquen la luz de Dios, no den pasos a oscuras. Yo estoy al lado de cada uno.
ABRACEN LA CRUZ: Cuando la miren en el cielo sabrán que la oscuridad se aproxima. No teman porque la luz contenida en la Cruz no cesará. Seré lámpara en el corazón de Mis hijos.
Amados: una vez más les llamo a BENDECIR sus hogares, pero sobre todo a bendecirse a ustedes mismos con una vida de santidad.

MENSAJE DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO
A SU AMADA HIJA LUZ DE MARÍA
16 DE JULIO DEL 2011

Amados, permanezcan alerta, una señal en el Cielo será mirada por todos, Mi Cruz resplandecerá atreves de Mis llagas e iluminarán todo por un instante. El sol dará grandes señales. Lo incomprensible para el hombre será reflejado en el Cielo, para que el que no cree, crea.

MENSAJE DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO
A SU AMADA HIJA LUZ DE MARÍA
14 DE SEPTIEMBRE DEL 2011

Mi Cruz se mostrará con poder y gloria en el firmamento, prontamente, y cada uno se mirará frente a su propia medida. CONVIÉRTANSE YA. Mi Misericordia es infinita, Soy perdón, justicia, amor. No duden en acercarse a Mí. Ábranme la puerta del corazón y de la mente. Saquen YA los falsos ídolos que les llaman a decaer cada instante más y más.

MENSAJE DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO
A SANTA FAUSTINA KOWALSKA
2 DE AGOSTO DE 1934

“Escribe esto: Antes de venir como el Juez Justo, vengo como el Rey de Misericordia. Antes de que llegue el día de la justicia, les será dado a los hombres este signo en el cielo. Se apagará toda luz en el cielo y habrá una gran oscuridad en toda la tierra. Entonces, en el cielo aparecerá el signo de la cruz y de los orificios donde fueron clavadas las manos y los pies del Salvador, saldrán grandes luces que durante algún tiempo iluminarán la tierra. Eso sucederá poco tiempo antes del último día”.

MENSAJE A GIORGIO BONGIOVANNI
30 DE JULIO DE 2007

“…EL SIGNO DEL HIJO DEL HOMBRE QUE TODOS LOS HOMBRES VERÁN DE ORIENTE A OCCIDENTE, DE NORTE A SUR, CAUSADO POR LOS ÁNGELES DEL COSMOS QUE ME ACOMPAÑAN. LA CRUZ CELESTE, QUE APARECERÁ ANTE VUESTROS OJOS A 400 KILÓMETROS DE DISTANCIA DE LA TIERRA…”

MENSAJE A JOSÉ LUIS MANZANO GARCÍA
29 DE JUNIO DE 1988

“…CUANDO LLEGUE TODO, UNA CRUZ SE VERÁ EN EL CIELO, MUY GRANDE…”

OTRAS REVELACIONES SOBRE EL AVISO UNIVERSAL

Mensaje de María Santísima a Marcos Tadeu, Brasil el 21/02/2010
“Os pido por lo tanto, escuchad Mi Voz! Haced lo que os digo antes que el tiempo de la Misericordia Divina termine para vosotros. Ese plazo para la conversión del mundo está más corto ahora que nunca. En breve vendrá el AVISO que será como un pequeño juicio particular”.

Mensaje de Nuestra Señora a Pedro Regis, Brasil 08/12/2009
“Llegará el día en que los hombres alcanzarán gran gracia. Un gran milagro de Dios transformará los corazones endurecidos. Cada uno verá sus errores y tendrá la gracia del arrepentimiento. Será la gran oportunidad que el Señor dará a Sus hijos alejados”.

Mensaje de Nuestra Señora a Pedro Regis, Brasil 14/07/2009
“Dios hará un gran milagro en favor de los hombres. La humanidad tendrá la gran oportunidad de regresar al Señor. Cuando venga la gran señal, todos los ojos la verán. Los hombres tendrán la oportunidad de arrepentirse. Será un milagro grandioso y muchos se convertirán”…

Mensaje de Nuestra Señora a Pedro Regis, Brasil 18/11/2009
Llegará el día en que todos los hombres alejados tendrán la gracia del arrepentimiento. El Señor concederá a sus hijos la oportunidad de regresar. Será un gran milagro.

Mensaje de María Santísima a Amparo Cuevas España año 1983
“Se os dará un Aviso y os veréis reflejado vuestra alma como en un espejo de lo que habéis sido durante toda vuestra existencia”

San Miguel a José Luis M. García España el 19/11/1989
“Hay algo por suceder en el mundo; algo que hará ver la verdad a muchos y otros dirán que es cosa de la naturaleza.”
“Algo se avecina al mundo, algo muy grande. No es el final, es el principio de la conversión de muchas almas.”

La Santísima Virgen a Christina Gallagher Irlanda el 05/07/2002
“La gran luz de Dios descenderá pronto al mundo, habrá grandes llantos y muchos huirán, tratando de esconderse de su vergüenza ante Dios”.

La Santísima Virgen a Christina Gallagher Irlanda año 1988
“Vendrá una señal por la cual toda la humanidad experimentará un conocimiento externo de que Dios existe, y sabrá que proviene de Dios; todos se verán a sí mismos como realmente son.”

La Santísima Virgen a Felisa Sistiaga Monte Umbe, España 1941
“Daré un Aviso, haré un milagro, lo verán todos, pero la humanidad, salvo una pequeña minoría, seguirá sin creer. Me he aparecido en muchos lugares de la tierra, pero son pocos los que creen”

La Santísima Virgen a Felisa Sistiaga Monte Umbe, España 15/08/1969
“Antes del castigo enviará Dios un Aviso, y para que nadie dude de éste Aviso, habrá un Milagro”

Jesús a Vassula Ryden, Septiembre de 1991
“Pronto, muy pronto, abriré Mi Santuario del Cielo y ahí se quitará el velo de tus ojos, y tú percibirás como una revelación secreta…; Yo le voy a permitir a tu alma percibir todos los eventos de su vida; los voy a desfilar uno a uno para consternación de tu alma, y te vas a dar cuenta de cuánta sangre inocente tus pecados han derramado de almas víctimas…”

La Santísima Virgen a Julián Soto Ayala México, 24/12/2004
“Cuando parezca que se ha perdido toda esperanza ocurrirá el Gran Milagro, como un esfuerzo del cielo, último para salvar almas”.

San Edmundo (1540-1581).
“Yo he decretado un gran día, será donde un terrible Juicio revelará las conciencias de todos los hombres y probará a todo hombre de cualquier religión. Este será el día del cambio…”

Jesús a Rosa Quattrini, abril de 1968
“Vendré a dar una gran Luz para alumbrar a todas las almas. Pero será muy tarde para aquellos que no entienden el amor de una Madre. Estarán todos en el centro de un gran Juicio”.

En 1980, la vidente de Betania, Venezuela, María Esperanza, tiene el siguiente mensaje:
“Está llegando el gran momento de un Gran día de Luz. La conciencia de este amado pueblo debe ser sacudida violentamente para que pongan sus asuntos en orden y ofrezcan a Jesús la justa reparación por las infidelidades cometidas diariamente.”

La Santísima Virgen le reveló al Padre Gobbi en octubre de 1992 lo siguiente:
“Cada hombre se verá a sí mismo en el fuego abrasador de la divina verdad. Será como un juicio en pequeño… Lo que ocurrirá será algo tan grandioso que sobrepasará todo lo que ha sucedido desde el principio del mundo. Será como un juicio en pequeño y cada uno verá su propia vida y todo lo que ha hecho, a la luz misma de Dios.”

Jesús a Mary Jane Even
Hijos míos, ya no puedo esperar más. Es demasiado tener que ver la maldad que ha invadido vuestro mundo, los abusos de los inocentes y de sus familias.
Todos recordarán que le concedí a Lucifer 100 años para que hiciese hasta lo peor para ganarse las almas de los hijos de Dios. Esos 100 años han llegado a su final, y la destrucción de las almas ha sido tremenda. Pero todavía tengo dos guerras pendientes para las almas. Estas serán unas batallas muy grandes. La Iglesia Remanente perseverará para Dios, se declarará para Dios en la Santísima Trinidad.
La primera batalla será el Gran Aviso producido por el gran amor de la Santísima Virgen María por ustedes. Esto pondrá en sobre aviso a toda la humanidad, a la gente en todas partes, a la gente de todas las razas y lenguas acerca de sus almas. Es una guerra porque los malos espíritus también esperan este día. Ellos también tienen un plan en el que harán todo lo posible para provocar la desesperación y la desgracia a los fieles. El plan de ellos es el de asustar, infundir miedo a las almas, para hacerlas vacilar en su camino. Ellos seducirán, engatusarán y difamarán a los que no retornen a sus maldades. Se van a mofar de los que perseveren en la oración.
Ellos van a hacer estas cosas porque saben que la gente estará dispuesta a escuchar y regresar a sus viejas costumbres. Los espíritus malos los animarán a que lo hagan porque les van a decir que todo lo que ocurrió es una prueba de su líder. Porque él conduce las fuerzas del mal que todos van a ver y sentir.
Será una guerra para lograr sus almas, queridos hijos. Al poco tiempo después de este evento, la segunda batalla se llevará a cabo. Esta será la del Gran Milagro durante el cual deberán declararse a favor de Dios

La Santísima Virgen a Julián Soto Ayala, México , 24 de Diciembre 2004
El mundo que recibieron por herencia espera con ansia su regeneración. Empieza el tiempo en que cada alma dará cuenta ante Dios de su propia vida mediante la abundante gracia que se derramará sobre el mundo; empieza el tiempo de la prueba máxima, en la cual todos presenciarán el milagro más grande del mundo, por medio del cual todos serán purificados. Sufrimiento tras sufrimiento; solo es el principio de los dolores. No pueden Ustedes, queridos hijos, imaginar lo terrible que será el final de la historia de toda la humanidad.
Un viento árido cruzará los desiertos acabando con todo signo de vida; un viento gélido, terriblemente helado, quemará lo que quede del follaje verde.
Un Armagedón que reunirá a las naciones de la tierra para combatir contra el ungido y los que son fieles; armadas las naciones con las armas más potentes y sofisticadas sembrarán la muerte y cosecharán la ruina.
Un enfriamiento total de la fe abrazará a toda la humanidad.
Los recursos naturales serán devastados. Una gran hambre obligará a muchos hombres a delinquir; el cielo y los ríos en su mayoría estarán contaminados; enfermedades raras que serán difícil de curar surgirán en Europa. Vomitarán sangre por los ojos, nariz y oídos; solo los remedios entregados por el cielo podrán curar entonces a quienes estén en estado de gracia.
Cada día que pase parecerá ser más largo, pues las penas de la purificación parecerán interminables.
Cuando parezca que se ha perdido toda esperanza ocurrirá el Gran Milagro, como un esfuerzo del cielo, último para salvar almas.

Mensaje de María y Jesús dado a la vidente Fabiana Corrado, Argentina, 08 de Octubre 1995
F. Madre, ¿por qué me dejas en esta oscuridad?
M. Estoy a tu lado. Te dejo Mi Paz.
M. Yo extenderé Mi Manto sobre ustedes. Pero ya no queda mucho tiempo para la conversión.
Ustedes Mis ángeles deben ayudarme a salvar almas.
J. No temas, pequeña, la tierra no será totalmente destruida. Yo preservaré algunos lugares, donde la santidad sea moneda corriente. Por eso necesito tu ayuda. Depende de ustedes. (Marcos 9, 11).
M. Yo daré una señal para que todos crean. Pero no temas, tu pueblo se salvará de la masacre; antes deberán sufrir mucho para la purificación.
Esta es tierra elegida, sin embargo, cuántos rechazan Mi llamado. (Puedo notar la tristeza de la Madre cuando me habla).
No tengas miedo. Todo se cumplirá a la hora señalada, a la hora que Dios ha señalado desde toda la eternidad para la Gloria de Jesús.
Sus ángeles vendrán a la tierra y la sacudirán y separarán el trigo de la cizaña.
Y será una nueva era de Paz y Amor.
Así lo digo y así se hará, sólo es tiempo de oración, ayuno y penitencia.

Mensaje de Jesús a Luz de María,

El 16/02/2010
Mi Madre les ha anunciado por todo el mundo a través de los tiempos, lo que ahora, SÍ está por venir. No les llamo por medio del temor, sino por AMOR. Así como Me entregué por ustedes, así vendré con Mi Misericordia al interior de cada uno, y mirarán sus actos aun cuando no los quieran ver; sentirán las ofensas aun cuando no las quieran sentir. Será un AVISO, en el interior del ser humano, estarán a solas con Conmigo. Este es el Amor del Rey que no desea que los Suyos se pierdan, y adelanta Sus designios.
Les he confiado Mi Palabra. Anúncienla a sus hermanos sin temor. Hoy Mi Pueblo es de héroes, de valientes que dan su vida por Mí. Mi Pueblo sabe que lucha contra lo mundano, Mi pueblo está cautivo y tiene que levantarse. Por eso no les dejaré solos, por eso vendré y los que no han creído, serán avergonzados.

El 02/02/2010
Cuanto ha sido creado, gime con dolores de parto al mirar el destino de la humanidad; y en ese gemir, Mis hijos sufrirán tanto que vivirán en su interior su propio pecado, sintiendo desgarrar el alma ante las ofensas contra Nuestra Casa. Toda criatura humana vivirá el producto de sus propias acciones, como acto de Mi gran Misericordia; pero aún así, gran cantidad de los Míos continuará viviendo su propio pecado.
La Luz vendrá para todos durante unos momentos, para liberarles del pecado, pero con Mi dolor y el de Mi Madre, después continuarán con mayor fuerza en el negro pecado, inducidos por el maligno que controlará las mentes débiles e incrédulas.

El 06/01/2010
Se acercan aceleradamente hacia el momento en que se mirarán a sí mismos, se mirarán interiormente y vivirán la misma dureza con que han despreciado Mis llamados. Será un acto de Misericordia de Mi Casa, para la humanidad en general.

Mensajes de María Santísima a Luz de María,

El 19/03/2010
Conviértanse, arrepiéntanse, antes de que el AVISO llegue y el peso del pecado les lleve a padecer hasta en las entrañas, desgarrándoles el alma al conocer por sí mismos la lejanía de Dios, la falta de amor y la desobediencia en que han vivido continuamente.

El 04/03/2010
LA TIERRA GIRA A LA VELOCIDAD DEL PECADO, EL HOMBRE ESTÁ MARCANDO SU FUTURO.
Los embates de la naturaleza continuarán precipitándose uno tras otro, y no son más que el preámbulo de la cercanía del AVISO; éste será el medio para que el hombre haga un alto en su caminar.

El 07/12/2009
Hijitos: el mal, ha tomado cuerpo, mente, el mal se mueve, el mal camina, y ha atraído con mayor prontitud un AVISO que vendrá sobre la humanidad. Yo llamo, pero el hombre no atiende, tendrá que venir de lo alto una señal para que miren en su interior el estado espiritual en que viven. Será doloroso, sumamente doloroso, solo que después la mayoría retornará a su estado de pecado, y nuevamente la Misericordia Divina será obligada a mirar de nuevo a la humanidad para salvar más almas.

El 15/10/2009
“LES LLAMO A NO CANSARSE DE DAR TESTIMONIO DEL AMOR DIVINO QUE MORA EN USTEDES. CONFÍEN EN DIOS, EN SU MISERICORDIA Y VERÁN SU GLORIA.
Este es el momento de doblar rodillas; oren, oren sin desfallecer, que Mi Hijo les dará un gran AVISO, prepárense para este gran día de Misericordia; prepárense porque el maligno estará al asecho contra aquellos tibios que no permanecen fortalecidos. (*)
Hijitos: saben que tienen en la mano la llave que les hará vencer toda batalla. ESTA LLAVE ES “EL AMOR”; sean testimonio vivo del amor de Mi Hijo, arrepiéntanse con prontitud, que este momento próximo no les encuentre en pecado. Muchos de sus hermanos se desesperarán este día al mirar el estado de pecado en que se encuentren. Cada uno de ustedes Mis amados hijos, se sentirá solo con su conciencia, cada uno estará solo ante su propio estado espiritual”…

LAS PROFECÍAS DE LA SANTÍSIMA VIRGEN MARÍA EN GARABANDAL
“EL AVISO Y EL MILAGRO”

Desde que las apariciones de Garabandal terminaron en 1965, las videntes: Conchita, Mari Loli y Jacinta han concedido entrevistas de vez en cuando. En esas entrevistas, las videntes han revelado lo que les está permitido decir acerca del futuro: “El Aviso a todo el mundo y “el Gran Milagro ” que se avecinan”. En estas entrevistas, aunque muchas veces se les hacen las mismas preguntas acerca de ambos acontecimientos, sucede con frecuencia que sale a relucir nueva información o se vislumbran nuevas perspectivas.

EL AVISO

Conchita Gonzalez

14 de Septiembre de 1965 [Our Lady Comes to Garabandal, por Joseph A. Pelletier,A.A.,pp. 148-149.]

P. ¿Será el Aviso algo visible o algo que sentiremos interiormente, o ambas cosas?
R. El Aviso es algo que viene directamente de Dios y podrá verse en todo el mundo, dondequiera que uno esté.
P. ¿Revelará el Aviso los pecados de cada uno en el mundo, sea cual fuere su fe, e incluso a los ateos?
R. Sí, el Aviso será como una revelación de nuestros pecados, y será visto y experimentado tanto por creyentes como por no creyentes y por personas de todas las religiones.
P. ¿Es verdad que el Aviso hará que muchas personas recuerden a los muertos?
R. El Aviso es como una purificación para prepararse para el Milagro. Es también una especie de catástrofe. Hará que pensemos en los muertos, es decir, que preferiremos estar muertos antes que experimentar la vivencia del Aviso.
P. ¿Reconocerá y aceptará el mundo el Aviso como señal directamente enviada por Dios?
R. Sin duda; por eso creo que es imposible que el mundo esté tan endurecido que no cambie.

Octubre, 1968 [OurLady Comes to Garabandal, pp. 149-150.]

P. Algunas personas dicen que posiblemente el Aviso sea un fenómeno natural, pero que Dios se valdrá de él para dirigirse a la humanidad. ¿Es esto cierto?
R. El Aviso es algo sobrenatural que la ciencia no podrá explicar. Podrá verse y sentirse.
P. Conchita ¿puedes explicar la afirmación de que durante el Aviso nos conoceremos a nosotros mismos y los pecados que hemos cometido?
R. El Aviso será la corrección del a conciencia del mundo.
P. ¿Y qué puedes decimos de las muchas personas que no conocen a Cristo; cómo comprenderán ellas el Aviso?
R. Los que no conocen a Cristo (los que no son cristianos), creerán que es un Aviso de Dios.

1973 [GARABANDAL, enero-marzo de 1983.]

P. ¿Qué ocurrirá el día del Aviso?
R. Lo más importante de ese día es que todas las personas del mundo verán una señal, una gracia o un castigo en el interior de sí mismas -en otras palabras, un Aviso. Se hallarán completamente solos en el mundo en ese momento, independientemente de donde estén, a solas con su conciencia y ante Dios. Verán entonces todos sus pecados y lo que sus pecados han provocado.
P. ¿Lo sentiremos todos al mismo tiempo?
R. Sí, al mismo tiempo.
P. ¿Cuánto durará: media hora, una hora?
R. Sinceramente, no lo sé. Creo que cinco minutos serían suficientes.
P. ¿Cómo lo sentiremos?
R. Todos lo sentiremos de distinto modo porque dependerá de la conciencia de cada uno. El Aviso será muy personal, por ello todos reaccionaremos de distinto modo. Lo más importante ha de ser reconocer nuestros propios pecados y sus funestas consecuencias. Tendrás una visión del Aviso distinta de la mía, porque tus pecados son distintos de los míos.
P. ¿Me sucederá algo por causa de mis pecados? Quiero decir, ¿sufriré daños físicos por causa de mis pecados?
R. No, a menos que sea consecuencia de la impresión producida, por ejemplo, un ataque al corazón.
P. Es decir que no causará daños físicos sino que consistirá en comparecer ante Dios, solo con mis pecados. ¿Y mis buenas acciones, las veré también?
R. No. Será sólo un Aviso para ver las consecuencias de nuestros pecados. Será también como una purificación antes del Milagro, para ver si con el Aviso y el Milagro nos convertimos (el mundo entero).
P. Entonces ¿este Aviso puede producirse en cualquier momento?
R. Sí, pero no sé en qué fecha ocurrirá.
[Cuando algunas veces entraban en éxtasis, las cuatro niñas se dejaban caer de rodillas sobre un sendero pedegroso con un golpe resonante, pero jamás mostraron señales de cortes o contusiones. Durante los períodos de éxtasis, muchas veces adoptaban unas posturas incómodas o desgarbadas que mantenían horas y horas, tal y como se ve aquí a Conchita, a la izquierda.]
[Jacinta en éxtasis. Con las cabezas echadas atrás y los ojos abiertos, las videntes aparecían completamente absortas sin darse cuenta de la muchedumbre que les rodeaba. Sus expresiones con frecuencia reflejaban la seriedad de los mensajes que recibían de Nuestra Señora. Las niñas fueron sometidas a varias pruebas, durante los momentos de éxtasis, por parte de eminentes médicos y psicólogos españoles, que llegaron a la conclusión de que no había ninguna posible explicación humana de los fenómenos observados.]

Febrero, 1977 [NEEDLES, julio-septiembre de 1977 (publicado nuevamente en GARABANDAL, enero-marzo de 1980]

P. ¿Cuándo te enteraste por primera vez del Aviso y quién te lo dijo?
R. Lo único que recuerdo claramente es que fue la Virgen quien me lo dijo.
P. ¿Quisieras repetimos lo que sabes del Aviso?
R. Lo que recuerdo ahora es que la Virgen me dijo que antes del Milagro, Dios nos enviará un Aviso para purificarnos o preparamos para ver el Milagro, para que así podamos recibir la gracia suficiente para cambiar nuestras vidas y orientarlas hacia Dios. Me dijo en qué consistiría el Aviso, pero no la fecha. No me está permitido decir en qué consiste, pero sí puedo decir cómo será más o menos. Es un fenómeno que será visto y sentido en todas partes del mundo; siempre pongo por ejemplo dos estrellas que chocan entre sí. Este fenómeno no producirá daño físico pero nos espantará, porque en ese preciso instante veremos nuestras almas y el daño que hemos hecho. Será como si estuviéramos agonizando, pero no moriremos por sus efectos, aunque es posible que muramos de miedo o por la impresión de vernos a nosotros mismos. Que la Virgen me perdone si no lo he explicado tal como es, pero intento decirle, con arreglo a lo que sé, cómo será el Aviso ese día.
P. ¿”Viste “algo u “oíste hablar” acerca del Aviso?
R. La Virgen me habló de su llegada.
P. ¿Si el Aviso sólo dura unos minutos, lo recordará el mundo como algo procedente de Dios o parecerá simplemente un sueño o una ilusión?
R. Nunca he dicho que el Aviso dure sólo un instante. Lo que he dicho es que aunque sea un momento, será muy impresionante y terrible. Nadie tendrá la menor duda de que procede de Dios y que no se trata de algo humano. Yo, que sé en qué consiste, temo mucho ese día.
P. Hace ya muchos años nos dijiste que el suceso que acompañará al Aviso comienza con la letra “A”. Puesto que Nuestra Señora nunca te prohibió revelarlo, ¿podrías decirlo ahora?
R. No lo prohibió, pero no sé por qué no lo he dicho y me parece que no debo decirlo ahora.
P. En cierta ocasión dijiste al padre Marcelino Andreu: “Cuando se vea el Aviso, se sabrá que hemos llegado al final de los tiempos “. ¿Puedes explicamos qué quisiste decir?
R. La Virgen nos dijo que el Aviso y el Milagro serán las últimas advertencias o acontecimientos públicos que nos dará Dios. Por ello creo que después nos encontraremos cerca del fin de los tiempos.
P. ¿Tienes algún consejo que dar a la gente para que se prepare para este suceso?
R. Siempre debemos estar preparados, de modo que haya paz en nuestras almas y no nos aferremos tanto a las cosas de este mundo. En lugar de ello, debemos pensar con mucha frecuencia que estamos aquí para ir al cielo y ser santos.

Agosto, 1980 [GARABANDAL, enero-marzo de 1984.]

P. ¿Nos hará daño o nos herirá el Aviso?
R. No, Para mí, es como dos estrellas… que chocan entre si y hacen un ruido enorme y despiden gran luz pero no se caen. No nos va a herir físicamente, pero vamos a verlo. En ese momento, veremos nuestra conciencia. Veremos todo lo malo de nuestras acciones.
P. ¿Vamos a ver todo lo malo de nuestras acciones?
R. Sí, y también veremos el bien que hemos dejado de hacer.

Mari Loli

27 de Julio de l975 [NEEDLES, otoño de 1975]

P. Has dicho que sabes el año del Aviso. ¿Puedes decirnos si ocurrirá en los próximos años o si está reservado para un futuro más distante?
R. No, no puedo decir nada.
P. ¿Te prohibió la Santísima Virgen hablar del Aviso?
R. No, pero como el Aviso y el Milagro ocurrirán el mismo año,* Nota de la Redacción: Mari Loli ha aclarado que “el mismo año” significa un período de doce meses. creo en mi interior que es mejor no decir nada.
P. ¿Cómo sabes que el Aviso y el Milagro ocurrirían el mismo año?*
R. Durante una aparición -no recuerdo exactamente cuándo- la Santísima Virgen me lo dijo.
P. Has dicho en otra ocasión que cuando ocurra el Aviso todo se detendrá, hasta los aviones que vuelen por los aires. ¿Es esto cierto?
R. Sí, pero sólo unos pocos minutos.
P. ¿Quiere decir que todo parará en un momento dado y que en ese momento se producirá el Aviso?
R. Sí.
P. ¿Cuándo te fue revelada esta información?
R. La Santísima Virgen me lo dijo durante una aparición.
P. ¿Recibiste toda esta información en una sola aparición o te lo dijo Nuestra Señora en el transcurso de varias apariciones?
R. Me lo dijo en una sola aparición. No recuerdo ahora si me habló del Aviso en otras apariciones.
P. ¿Sabes cuánto tiempo durará el Aviso?
R. Unos pocos minutos.
P. ¿Tienes miedo del Aviso?
R. Sí, como todo el mundo, tengo defectos y faltas, y el Aviso me los mostrará. Eso me atemoriza.
P. ¿Qué más puedes decimos sobre el Aviso?
R. Todo cuanto puedo decir es que el día está muy cerca y que es muy importante que nos preparemos porque será algo terrible. Nos hará conscientes de todo el mal que hemos hecho.

Febrero, 1977 [NEEDLES, julio-septiembre de 1977 (publicado nuevamente en GARABANDAL, enero-marzo de 1980]

P. ¿Has hablado alguna vez con Conchita de las fechas del Aviso, ya que sabes el año, y del Milagro, que ella conoce?
R. Nunca he hablado con Conchita de esas fechas.
[Mari Loli, a la edad de 12 años, inmediatamente después de que empezaron los éxtasis en 1961. Hoy, con su marido y tres hijos, vive en el estado de Massachusetts, Estados Unidos.]
P. ¿Tienes algún consejo que dar a la gente para que se prepare para el acontecimiento?
R. Que hagan mucha penitencia, -que hagan sacrificios, que visiten al Santísimo Sacramento todos los días que puedan, que recen el Santo Rosario diariamente.

29 de Septiembre, 1978 [THE CALL OF GARABANDAL, abril-junio de 1984]

P. Ya que tú eres la persona que más sabe acerca del aviso, ¿puedes decirnos si este acontecimiento ocurrirá antes del Milagro que se nos ha prometido por mediación de Conchita González?
R. Todos lo experimentarán, dondequiera que estén y cualquiera que sea su condición o su conocimiento de Dios… Será una experiencia personal e interior. Parecerá como si el mundo se hubiera detenido… pero nadie será consciente de eso porque todos estarán completamente ensimismados y viviendo su propia experiencia.
P. Refiriéndonos ahora a la naturaleza del Aviso, ¿cómo vamos a sentirlo?
R. Va a ser como un sentimiento interno de pena y dolor por haber ofendido a Dios. Dios nos ayudará a ver claramente el daño que le causamos a Él y todas nuestras malas acciones. Nos ayudará a sentir este dolor interior porque muchas veces cuando hacemos algo malo, nos limitamos a pedir Su perdón de boca para afuera, pero ahora (gracias al Aviso) nos ayudará a sentir físicamente ese profundo dolor.

19 de Octubre, 1982 [GARABANDAL, enero-marzo y abril-junio de 1983]

P. ¿Recuerdas lo que la Santísima Virgen te dijo acerca de la tribulación comunista que ha de preceder al Aviso?
R. Parecerá que los comunistas se han apoderado del mundo entero y será muy difícil practicar la religión, que los sacerdotes puedan decir misa o que el pueblo pueda abrir las puertas de las iglesias.
P. ¿Es eso lo que querías decir al afirmar que parecerá que la Iglesia ha desaparecido?
R. Sí.
P. ¿Será debido a las persecuciones religiosas y no a que la gente deje de practicar su religión?
R. Sí, pero supongo que mucha gente dejará de practicar. Quienes la practiquen tendrá que hacerlo clandestinamente.
P. ¿Ocurrirá únicamente en Europa o también aquí, en los Estados Unidos?
R. No sé, porque en ese momento, Europa era para mí el mundo entero. Sencillamente, supuse que era así. La Santísima Virgen no especificó el lugar. A mí me pareció que sería en todas partes.
P. Hay en día, el comunismo domina aproximadamente el 67% del planeta. ¿Crees que es suficiente para que se cumpla la profecía de Nuestra Señora?
R. Sinceramente, no lo sé. A mí me pareció que sería más grave.
P. Dicho en otras palabras, ¿crees que la situación será peor que ahora?
R. Eso es lo que creí, basándome en las palabras de la Virgen, pero no lo sé exactamente en realidad. A mí me pareció más bien que eran todos los países del mundo, los lugares que vi mentalmente. En muchos países europeos todavía se puede practicar la religión.
P. Entonces, ¿la situación mundial no es aún lo bastante mala para que suceda el Aviso?
R. No va a ocurrir todavía, así que es probable que las cosas empeoren.
P. Dijiste que a los sacerdotes les resultaría muy difícil poder decir misa. ¿Te lo dijo la Santísima Virgen o lo pensaste tú misma, a raíz de la profetizada tribulación comunista?
[Mari Loli, con las otras videntes en éxtasis, eleva un rosario para que Nuestra Señora lo bese. Actualmente Loli, a los 41 años de edad, reza los 15 misterior del rosario todos los días con su marido, Frank. Recomienda rezar el rosario diariamente como preparación para los acontecimientos sobrenaturales que se avecinan.]
R. Según recuerdo, me lo dijo la Virgen.
P. ¿Y dijo la Virgen que parecería como si la Iglesia hubiera desaparecido ?
R. Sí.
P. ¿Dijo la Santísima Virgen que el Santo Padre se vería obligado a marcharse de Roma cuando se produjera el Aviso?
R. No, pero lo que me pareció a mí -tal vez en ese momento confundiera en mi mente lo que yo veía y lo que decía la Santa Madre, porque han pasado tantos años- fue que el Papa tampoco podría estar en Roma abiertamente, ¿me entiende usted? A él también se le perseguiría y tendría que esconderse como todos los demás.
P. Dijiste que cuando llegue el Aviso, los aviones se detendrán en el aire y que todos los motores se pararán. ¿Te dijo
esto la Santa Madre?
R. Dijo que todas las cosas en todas partes se detendrán por un momento y que todos pensaríamos y nos miraríamos por dentro.
P. ¿Habrá ruidos que acompañen al Aviso, como por ejemplo el soplar del viento?
R. Como yo lo vi entonces, era más bien como un enorme silencio, como una sensación de vacío. Todo estaba muy silencioso. Así es como lo vi.
P. Hace siete años dijiste que el Aviso llegaría pronto. Muchas personas pensaron que ocurriría por estas fechas
¿Qué dirías hoy?
R. Es pronto. Todo me parece pronto porque el tiempo pasa muy rápidamente.
P. Tú eres la única persona que sabe el año del Aviso ¿Lo dijiste alguna vez a alguien, por ejemplo, a algún sacerdote?
R. No.
P. ¿Estará el mundo en guerra cuando llegue el Aviso?
R. (No hay respuesta).
Jacinta

17 de Agosto, 1975 [NEEDLES, invierno de 1976.]

P. ¿Te habló Nuestra Señora alguna vez. sobre el Aviso?
R. Sí, me habló de él, pero nunca me dijo el año…

Febrero, 1977 [NEEDLES, julio-septiembre de 1977 (publicado nuevamente en GARABANDAL, enero-marzo de 1980]
P. ¿Puedes decirnos cómo será el Aviso?
R. Se verá primero en el aire, en todo el mundo, e inmediatamente se trasmitirá al interior de nuestras almas. Durará un tiempo muy breve, pero parecerá muy largo por efecto que producirá en nuestro interior. Será para el bien de nuestras almas, para que podamos ver en el interior de nosotros mismos, en nuestra conciencia, el bien* (*Conchita dice que sólo veremos nuestras malas acciones.) y el mal que hemos hecho. Sentiremos un gran amor hacia nuestro Padre y Madre celestiales y pediremos perdón por todas nuestras ofensas.
[Jacinta, al principio de las apariciones. Vive ahora en California, Estados Unidos, con su marido, Jeff, y una hija, María Jacinta.]
P. ¿Experimentará el Aviso todo el mundo, independientemente de sus creencias religiosas?
R. El Aviso es para todo el mundo, porque Dios desea nuestra salvación. Su finalidad es que nos acerquemos más a Él y tengamos más fe. Por consiguiente, debemos preparamos para ese día, pero no esperarlo con temor, porque Dios no envía las cosas para causar terror sino con justicia y amor, para el bien de todos sus hijos, para que alcancen la dicha eterna y no se condenen.

Agosto, 1979 [GARABANDAL, julio-septiembre de 1982]

P. ¿Recuerdas algo acerca de una gran tribulación, el comunismo?…
R. Sí, era una invasión, bueno, algo que me pareció como una invasión; algo muy malo en lo que el comunismo jugaba un papel muy importante, pero ya no recuerdo qué países o regiones se veían afectadas. La Santísima Virgen insistió en que rezáramos (para evitar que sucediera). Estos graves acontecimientos tendrán lugar antes del Aviso, que ocurrirá cuando la situación esté en su peor momento.

16 de Abril,1983 [GARABANDAL, julio-septiembre de 1983.]
P. En 1979, en una entrevista [párrafos anteriores], refiriéndote a la tribulación comunista dijiste “me pareció como una invasión”. ¿Viste escenas de esta invasión?
R. A veces confundo invasión con persecución.
P. También dijiste que cuando las cosas estuvieran en su peor momento, ocurriría el Aviso. ¿Cómo lo sabes? ¿Te lo dijo la Virgen o lo viste en una visión?
R. La Virgen dejo que el Aviso llegaría cuando la situación estuviera en su peor momento. Tampoco se tratará únicamente de la persecución, porque muchos ya habrán dejado de practicar la religión.
P. Cuando llegue el Aviso, será visto y sentido por todas las personas del planeta. ¿Incluidos los niños pequeños que todavía no tengan uso de razón?
R. Sí, y por eso sentimos mucha pena por ellos, porque será una experiencia aterradora.
P. ¿Puedes decimos algo acerca de la situación mundial cuando llegue el Aviso?
R. Será mala.

EL MILAGRO

Jacinta

Febrero, 1977 [NEEDLES, julio-septiembre de 1977 (publicado nuevamente en GARABANDAL, enero-marzo de 1980]

(La Santísima Virgen nunca le habló a Jacinta del Milagro. Dice que cada vez que le preguntaba a Nuestra Señora al respecto, sencillamente respondía: “Todos creerán”.)

Marí Loli
Febrero,1977 [NEEDLES, julio-septiembre de 1977 (publicado nuevamente en GARABANDAL, enero-marzo de 1980]

P. ¿Se te habló del Milagro en una aparición, y en ese caso, quién te lo dijo?
R. La Santísima Virgen me lo dijo
P. ¿Qué sabes del Milagro?
R. Todo cuanto sé es que ocurrirá dentro de un año a partir del Aviso.
P. ¿Iréis tú y tu familia a Garabandal para ver el Milagro?
R. Si Dios lo quiere.

Conchita

1973 [GARABANDAL, enero-marzo de 1983.]

P. ¿Qué ocurrirá ese día (el del Milagro)?
R. Le diré todo cuanto puedo, tal como me lo dijo la Virgen. Me dijo que Dios iba a hacer un gran Milagro y que no habría ninguna duda de que fuera un Milagro. Vendrá directamente de Dios, sin intervención humana. El día llegará- y la Virgen me dijo el día, mes y año, así que sé la fecha exacta.
P. ¿Cuándo será ese día?
[El 18 de Junio de 1965, Conchita recibió el segundo Mensaje de San Miguel mientras la multitud se arremolinaba en torno suyo. Conchita, que es la mayor de las videntes, también tiene la mayor responsabilidad; anunciar la fecha del Milagro con ocho días de antelación.]
R. Llegará pronto, pero no puedo revelarlo hasta ocho días antes de la fecha.
P. ¿Qué sucederá exactamente ese día?
R. No me está permitido decir exactamente lo que va a suceder. Lo que sí puedo revelar es que la Virgen dijo que todos los que estuvieran presentes allí (en Garabandal) ese día, lo verían. Los enfermos que estén allí quedarán curados, cualesquiera sea el mal que padezcan o la religión que profesen. Pero tendrán que estar allí.
P. ¿Dijiste que el día del Milagro los que estén presentes se convertirán?
R. La Virgen dijo que todos los que estuvieren presentes creerán. Verán que viene directamente de Dios. Todos los pecadores que estén presentes se convertirán. También dijo que se podrán sacar fotografías del Milagro y televisarlo. Además, desde ese momento quedará grabada una señal permanente en los pinos, que todos podrán ver y tocar pero no sentir. No puedo explicarlo.
P. El día del Milagro, ¿habrá alguna señal extraordinaria no hecha por el hombre?
R. Sí, y esa señal perdurará hasta la consumación de los siglos.
P. ¿Dijiste que esta señal podrá televisarse y fotografiarse, pero que no podrá sentirse al tacto?
R. Será como el humo, que se puede tocar sin palparlo.
P. Respecto a los enfermos…la Virgen habló de alguien en particular, de un ciego llamado Joe Lomangino. ¿ Qué dijo de él?
R. Dijo que recobraría la vista el día del Gran Milagro. También habló de un niño paralítico cuyos padres son de mi pueblo (Garabandal). Este niño también sanará. Esas son las únicas dos personas de quienes hablo.
P. ¿Puedes decimos algo del padre Luis Andreu?
[Joey Lomangino, fundador de la organización The Workers of Our Lady of Mount Camel (con sede en los Estados Unidos y que se dedica a difundir el Mensaje de Nuestra Señora), y director de la revista GARABANDAL. Nuestra Señora le hizo una promesa: que tendrá unos nuevos ojos el día del Milagro.]
R. Sí, Este sacerdote venía a la aldea con frecuencia a ver si las apariciones eran ciertas o no. Al cabo de cierto tiempo, creyó en ellas. En cierta ocasión, mientras nosotras estábamos en éxtasis en el pinar, empezó a gritar: “¡Milagro!”, ¡Milagro!, ¡Milagro!” Cuando esto sucedía, dijo la Virgen: “En estos momentos el sacerdote me está viendo a mí y al Milagro que ocurrirá”
P. El padre Luis, ¿estaba realmente viendo el Milagro?
R. Sí. Ese mismo día, de regreso a casa, les dijo a sus amigos: “Este es el día más feliz de mi vida. ¡Qué Gran Madre tenemos en el Cielo! Las apariciones son verdaderas”. Y al pronunciar estas palabras, murió.
P. ¿No dijo la Virgen que el día del Milagro ocurrirá algo con respecto al padre Andreu?
R. Sí. Dijo que el día del Milagro se descubrirá que su cuerpo está incorrupto.

7 de Febrero, 1974 [NEEDLES, primavera de 1974.]

P. ¿Llevarás al niño * al Milagro? [* En el momento de esta entrevista, Conchita esperaba su primer hijo. Dio a luz a la pequeña Conchira (Conchiitna) en Abril.]
R. Ni siquiera sé si yo iré. [Al pedirle que fuera más explícita, Conchita dijo:] Claro que quiero ir, pero no sé si las circunstancias lo permitirán. No es necesario (para que ocurra el Milagro) que yo esté allí.
P. Has dicho que el Milagro de Garabandal coincidirá con un gran acontecimiento en el seno de la Iglesia. ¿Te dijo Nuestra Señora en qué consistirá, y puedes añadir algo a lo que ya has dicho sobre este tema?
R. Sí, yo sé en qué consiste el acontecimiento. Es un hecho singular en la Iglesia que ocurre en contadas ocasiones y que nunca ha sucedido en mi vida. No es nada nuevo ni extraordinario, sencillamente es algo raro, como la definición de un dogma, algo que afectará a toda la Iglesia. Ocurrirá el mismo día que el Milagro, pero no como consecuencia de éste sino por pura coincidencia.
P. ¿Cómo anunciarás el Milagro?
R. No lo sé exactamente. Más concretamente, a medianoche (ocho días antes del Milagro), llamaré a Joey (Lomangino), a la radio, la televisión, y a todos los que crea que puedan ayudarme a propagar la noticia rápidamente. No estoy preocupada. Sé que si la Santísima Virgen quiere que uno esté allí, allí estará.
P. Joey ha dicho que irá a Garabandal inmediatamente después del Aviso. ¿Sabes cuánto tiempo transcurrirá entre el Aviso y el Milagro?
R. Es buena idea que Joey vaya a Garabandal, pero no sé cuánto tiempo transcurrirá entre el Aviso y el Milagro.
P. Piensas con frecuencia en el día del Milagro, y esperas, con impaciencia, que lleguen el Aviso y el Milagro?
R. A veces me parece que están muy lejos y otras que son inminentes. Me parecen muy cercanos cuando pienso que la gente no responde al Mensaje, porque después del Milagro es posible que haya un castigo. Lo espero con impaciencia, si. La Santísima Virgen nunca miente. Para que las palabras de la Virgen se cumplan, deben producirse el Aviso y el Milagro. Todo constituye un único mensaje.
P. En las dos ocasiones en que Nuestra Señora te habló de Joey, ¿te dijo algo más, aparte de la profecía sobre sus ojos?
R. Acerca de Joey, todo cuanto recuerdo ahora es que la Santísima Virgen me dijo que en el momento del Milagro, Joey tendría nuevos ojos y que a partir de entonces vería permanentemente.

Febrero,1977 [NEEDLES, julio-septiembre de 1977 (publicado nuevamente en GARABANDAL, enero-marzo de 1980]

P. ¿”Viste” el Milagro o se te habló de él?
R. La Virgen me lo dijo y me hizo entender exactamente en qué consistirá.
P. ¿Estabas sola o con las otras niñas cuando Nuestra Señora te habló del Milagro?
R. No recuerdo.* [ Nota de la Redacción: Según las notas del padre Valentín Maríchalar, sacerdote de Garabandal en esta época, Conchita estaba sola cuando recibió este mensaje.]
P. ¿Como será el Milagro?
R. Aunque intentara explicarlo, no podría hacerlo bien. Es mejor esperar y verlo.
P. ¿Querrías volver a repetir la información referente a los meses durante los que podemos esperar que ocurra el Milagro?
R. De Marzo a Mayo.
P. Algunos dicen que el modo en que anunciarás el Milagro será en sí un “Milagro”. ¿Podrías explicarlo?
R. Creo que el modo en que se anunciará será otro milagro, porque se trata de una gran responsabilidad para mí y me va a hacer falta un milagro para decirlo.
P. Si me encuentro lejos del pueblo, en las montañas, pero puedo ver los pinos, ¿veré claramente el Milagro? Si estoy enfermo, ¿me curaré a esa distancia?
R. Podrá presenciar el Milagro claramente, y si Dios lo quiere, se curará.
P. Se ha dicho que en otros lugares de los EE. UU. y Europa, se podrán visitar otros santuarios marianos y ser curados ese día. ¿Qué sabes al respecto?
R. La Virgen no nos dijo nada sobre este particular.
P. Los que crean firmemente que se producirá el Milagro pero no puedan asistir debido a sus circunstancias, por ejemplo, por ser sacerdotes y religiosos de clausura, ¿recibirán alguna gracia especial ese día?
R. Personalmente, no lo sé. Depende de las personas, de sus deseos, de su fe, de su sacrificio y obediencia.
[Hace muchos años, el abuelo de Conchita plantó los pinos sobre una loma que dominaba la villa de Garabandal, sin soñar con que un día jugarían un papel importante. Nuestra Señora dijo a Conchita (la principal vidente) que después del Milagro, quedaría una señal permanente y sobrenatural en el Pinar que podría ser vista, fotografiada y televisada pero no tocada.]

PREPARACIÓN PERSONAL PARA EL AVISO

Resumen tomado de Apocalipsis Mariano
por L. Padilla

Siguiendo la analogía del juicio particular, el aviso es algo que puede y debe ser preparado interiormente. El hecho de que después del aviso seguiremos viviendo, no debe llenarnos de simple espera. Esta sería más propia de hombres insensatos que dejan escapar un gran tesoro de sus manos; por eso y para obtener el máximo provecho de esta gracia única en la historia de la salvación, es más razonable actuar del mismo modo que si nos dieran la noticia de que nos vamos a morir en una fecha cercana y determinada. Aún en el caso de que tuviéramos una vida espiritual activa, esa noticia nos espolearía a poner los medios para mejorar en lo posible antes de aquel día. Con mucha mayor razón se daría esta actitud en el caso de que nuestra vida sea de tibieza o abandono espiritual.

Nuestro Señor nos pide que estemos preparados para este juicio Suyo con el fin de que esta confrontación de nuestro personal estado interior frente a Su infinita belleza, obtenga el máximo fruto de acercamiento espiritual a Dios, y sea lo menos traumática posible para nosotros.

Para ello nos sugiere que nos examinemos más cada día y recemos en reparación, sobre todo aquellos que hemos tenido la gracia de conocer el mensaje mariano desde hace ya algunos años, porque a mayor talento mayor responsabilidad. Dice nuestra Señora a Mathew Kelly:

“¿Veis ya lo importante que son estos tiempos? No esperéis a este juicio en pequeño, debéis empezar a mirar a vosotros mismos más de cerca para poder ver vuestras faltas y arrepentiros. Sois afortunados de tener la fe necesaria para leer, creer y aceptar este mensaje; no debéis apartaros de él con indiferencia. Debéis examinaros más cada día y rezar en reparación. Todos vosotros sed como el ciego. Cada día deberíais gritar “Señor, abre mis ojos”, y mi Hijo abrirá vuestros ojos para que podáis ver vuestra miseria y os arrepintáis” (6 de junio de 1993).

Y en otra ocasión el Señor dijo:

“Sobre todo, no temáis. No os digo todo esto para asustaros.. Os envío este mensaje para ahorraros todo el dolor que pueda, pero el dolor que experimentaréis al ver las tinieblas de vuestra alma es un acto de Amor por mi parte. ¿No veis que esto hará volver muchas almas, muchas almas a un Amor a Mí más pleno? Esto salvará muchas almas del fuego del infierno.”

Asimismo, la Santísima Virgen también ha pedido particularmente 3 cosas para poder prepararnos de una manera especial: 1.-ser humildes, 2.- hacer caso al mensaje urgente de conversión y 3.- vivir en gracia de Dios. Para los que se burlan de este mensaje, a ellos les convendría perfectamente el lamento trágico del Evangelio: ¡Más les valdría no haber nacido! Por el contrario, para los que ya viven de acuerdo con el mensaje mariano y el espíritu del Evangelio, el aviso deberá suponer, además de un mayor conocimiento personal, una especial madurez espiritual y un fuerte impulso en el crecimiento espiritual para prepararnos a los acontecimientos dolorosos y a la gran prueba que llegará para el mundo y para toda la Iglesia.

Como consecuencia de todo lo que hemos dicho, el aviso será pues una gran prueba divina de primera magnitud, que pondrá al hombre en una disyuntiva clara de seguir o de rechazar a Dios. El conocimiento adquirido de nuestra alma y de nuestra situación frente al destino trascendente, hará que cada uno tome sus propias decisiones radicales. La indiferencia no cabrá, al menos como reacción natural e inmediata al Aviso, ya que la interpelación habrá sido la más profunda y fulminante de nuestra vida, totalmente personal y dirigida a lo más íntimo de nuestro ser.

De todas formas, incluso entre los que tomaron la decisión de enderezar su vida hacia Dios, la batalla de cada día y las tentaciones del demonio harán que el polvo se siga pegando al alma en su caminar o que el cansancio espiritual enfríe ese primer fervor, de modo tal que muchos dudarán de lo que vieron y sintieron en el Aviso. Por otro lado, entre los que siguieron al mal, especialmente entre los que lo hicieron por seguir instintos materiales y apegamientos más que por orgullo o soberbia, pueden pasar por vicisitudes que les hagan reconsiderar aquella decisión equivocada al inicio del Aviso. Para todos ellos, Dios, a modo de última oportunidad, volverá a recordar lo que un día entendimos sobre nosotros mismos en el Aviso, pero no mediante un fenómeno universal, sino a través de un acontecimiento que se conoce como el Milagro.

¿Cuándo sucederá el Aviso?

Si bien es cierto que a lo largo de la Sagrada Escritura descubrimos que en cuanto a fechas se refiere nadie las conoce – sino sólo el Padre – precisamente como un medio eficacísimo y saludable para estar siempre y en todo momento preparados para la hora en que nos llame a cuentas el Señor, no es menos cierto que el mismo Jesucristo nos invita a que estemos atentos a las señales que anuncian la cercanía de ciertas profecías. Así se lee en Lucas XII, 56: “Hipócritas, sabéis discernir el tiempo que va a hacer por el aspecto del cielo, ¿por qué entonces no conocéis los signos de los tiempos?”.

En este sentido el Sagrado Corazón le dice a Vassula:

“Mi Plan tiene un tiempo determinado. Mis llamadas misericordiosas tienen también un tiempo determinado. Una vez se haya acabado el tiempo de misericordia, mostraré a todos, buenos y malos, que Mi Severidad es tan grande como Mi Misericordia. Todas las cosas predichas por Mí van a pasar rápidamente ahora.”

De esta manera, es errónea la idea de que nadie sabe cuándo van a ocurrir los acontecimientos y que no hay forma de poder aproximarnos a la fecha de su posible realización. En la Sagrada Escritura, tanto en el Antiguo como en el Nuevo Testamento, encontramos innumerables citas que hacen referencia a un tiempo específico, a una medida de los tiempos puesta por Dios para que tengan fiel cumplimiento, medida que el Señor ha inspirado y ha dado a algunos el conocimiento para saber cuándo ocurrirán las cosas por Él profetizadas. Así se lo dice el ángel Gabriel a Daniel: “Mira, voy a manifestarte lo que ocurrirá al fin de la Ira, porque el fin está fijado.” (VIII, 19). Luego entonces, los tiempos están fijados y las señales nos confirman su proximidad.

Como se ha dicho anteriormente el Aviso del Fin de los Tiempos es el acontecimiento que pone fin a una serie de señales y signos dramáticos que hemos venido palpando en los últimos tiempos; algunos muy visibles fueron los que ocurrieron en los atentados en Nueva York el 11 de septiembre del 2001, así como el de Madrid en marzo del 2004 y el de Londres de Junio del 2005. Del mismo modo, el Aviso también será el comienzo de otras grandes y desconocidas señales que ocurrirán en el mundo como parte de la época marcada por el Final de los Tiempos.

Tiempo de Caos y Confusión

Ahora bien, según se desprende de varias revelaciones que la Santísima Virgen ha hecho en varios lugares, particularmente en Garabandal, se ha dicho respecto al aviso que poco antes de que suceda la situación en la Iglesia será mala hasta el punto de que va a ocurrir un suceso que será doloroso y desgarrador. Efectivamente, Serafín, el hermano mayor de Conchita González, afirma haber oído a su hermana anunciar durante un éxtasis, que el Aviso vendría después de un doloroso desgarramiento de la Iglesia, “algo como un cisma”. De tal forma, el Aviso será contrapunto de un misterio doloroso para la Iglesia.

Del mismo modo, Mari Loli, una de las cuatro niñas de Garabandal, también afirmó “que el Papa tampoco podría estar en Roma abiertamente… a él también se le perseguiría y tendría que esconderse como todos los demás.” Y esto ocurriría un poco antes del Aviso. Recordemos la visión que tuvo el Papa Pío X, que ya se ha citado en el capítulo de Fátima, sobre la huida de un Papa de Roma sobre los cadáveres de sus sacerdotes.

Esta visión de San Pío X es muy similar a la visión de Lucía que nos dio a conocer la Jerarquía de la Iglesia como el supuesto tercer secreto de Fátima, en la que “el santo Padre atravesaba una ciudad medio en ruinas y medio tembloroso con paso vacilante, apesadumbrado de dolor y pena, rezando por las almas de los cadáveres que encontraba por el camino.” En este sentido, resulta muy esclarecedor el mensaje de la Santísima Virgen que tuvo la vidente Sadie Jaramillo, el 21 de agosto de 1998, respecto de cuándo ocurriría el Aviso:

“Estas visiones son para que tú comprendas el cumplimiento de las palabras que te he dado y a muchos otros, de que pronto, en los términos en que entiendes esta palabra, la iluminación de tu conciencia y del estado de tu alma ocurrirán. ¿No se te he dicho que este gran evento vendrá en medio de un gran caos y confusión?”.

Una revolución en Roma y que vendrá vinculada a una “victoria del comunismo” es muy común en muchos videntes. De hecho la Santísima Virgen en Garabandal profetizó de ello y por esa razón Jacinta González, en agosto de 1989, tal y como lo hemos expuesto anteriormente, afirmó que “el Aviso estaba vinculado a una “invasión” en Roma, en la que el comunismo jugaba un papel muy importante. Y que estos acontecimientos tendrían lugar antes del Aviso, que ocurriría cuando la situación estuviera en su peor momento.”

Finalmente, una vez que ha tenido lugar la muerte de Juan Pablo II y la elección de Benedicto XVI, las profecías se han vueltos más claras en cuanto a su comprensión y realización. En este sentido, el Aviso no podrá ocurrir hasta que no tengan lugar los siguientes eventos:

Crisis mundial identificada por un caos económico y una incipiente guerra mundial.
Aumento de catástrofes en número e intensidad (terremotos, tsunamis, erupciones volcánicas, epidemias
El Cisma de la Iglesia
Una violenta revolución en Roma con gran derramamiento de sangre como consecuencia de lo anterior, el Santo Padre se ve obligado a huir de la Ciudad Eterna
Proclamación del Dogma Mariano de la Co-redención
Como notará el lector, el Gran Aviso de Dios es el último de una serie de “avisos” que ya han empezado y que tomarán mayor fuerza y crudeza, trayendo consigo cientos de miles de pérdidas humanas.

Así, aunque dicho acontecimiento ya está cercano, todavía debe la humanidad entera pasar por un gran sufrimiento y ciertos cambios políticos, económicos, históricos, religiosos, naturales y sociales. El Gran Aviso será el último de una serie de preavisos y el primero de una serie de grandes acontecimientos que desembocarán en el reinado del Anticristo y la Gran Tribulación.

En el campo de la Iglesia, tiene primero que terminar el Pontificado de Benedicto XVI, sólo entonces se hará visible y sin ninguna duda para el mundo completo el enfrentamiento de dos Papas. Poco tiempo después, y como efecto de un recrudecimiento militar en Medio Oriente y de un enfrentamiento de civilizaciones es que tendrá lugar un ataque árabe-comunista en Europa, particularmente en Italia, en cuya revolución el Santo Padre (Pedro Romano) se verá precisado a huir de Roma. Entonces, el Aviso está ligado a un acontecimiento doloroso para la Iglesia, y ese acontecimiento desgarrador no será otro que el gran Cisma. Asimismo, el Aviso no vendrá hasta en tanto el Santo Padre, según la visión de San Pío X y la visión del Secreto de Fátima, huya de Roma sobre los cadáveres de sus sacerdotes. Así pues, el Aviso vendrá en medio de un gran caos y confusión. Todo esto lo confirman múltiples videntes serios y auténticos. Otro hecho que para muchos pasa desapercibido es que una vez que venga el cisma y aparezcan los dos Papas, una de las principales líneas de autenticidad del legítimo y verdadero Papa será su adhesión a la Eucaristía y a María Santísima; y precisamente en momentos de gran confusión para la Iglesia, el Papa verdadero proclamará a María como Corredentora. Esto ocurrirá poco antes del Aviso.

En 1990 una vidente en Colorado, USA, T. López, recibió un mensaje de la Santísima Virgen de que el momento del gran silencio, donde nuestro interior nos sería revelado, ocurriría cuando se proclamara su último título (de estos tiempos).

Además del Aviso, la Santísima Virgen ha prometido un Milagro que podrá ser visto por millones de personas.

Fue en las apariciones de Garabandal donde la Santísima Virgen habló de este gran acontecimiento que vendrá al mundo inmediatamente después del Aviso que acabamos de explicar. Haciendo un resumen de todo lo que se ha revelado a la principal vidente Conchita González, podemos mencionar los aspectos esenciales que están vinculados a este gran Milagro que ocurrirá en las montañas de Garabandal, donde se localizan nueve pinos, lugar donde ocurrieron muchísimas de las apariciones que se verificaron entre los años de 1961 a 1965.

Las características de este futuro Milagro son las siguientes:

La vidente Conchita González anunciará al mundo la venida del gran Milagro ocho días antes de su fecha;
Transcurrirá menos de doce meses entre el Aviso y el Milagro;
Tendrá una duración entre 10 minutos y un cuarto de hora;
Tendrá lugar en jueves, a las 20:30 horas, según el horario español;
Ocurrirá entre los días del 6 y el 16 de los meses de marzo, abril o mayo;
Ese día no será fiesta de la Virgen;
Coincidirá el día del Milagro con la fiesta de un santo mártir relacionado con la Eucaristía
Coincidirá también con un acontecimiento muy importante, raro, singular, tanto para la Iglesia como para toda la cristiandad, un acontecimiento feliz y venturoso;
Será el Milagro mayor que Jesucristo haya hecho para el mundo después de su resurrección;
Será el Milagro visible en la aldea de Garabandal y en las montañas de los alrededores. Podrá ser fotografiado, filmado, y así pues, probablemente televisado;
Después del Milagro quedará en los pinos una señal milagrosa, que no podrá palparse pero sí podrá ser filmada, fotografiada y televisada;
Los enfermos que asistan sanarán y los incrédulos creerán;
No será necesario que las niñas videntes de Garabandal estén presentes en el momento de la realización de este Milagro;
El Papa verá el Milagro “desde donde quiera que se encuentre;”
Al día siguiente del Milagro, el cuerpo del difunto sacerdote Luis María Andreu será desenterrado y encontrado incorrupto;

Con objeto de ir desentrañando la naturaleza de este prodigio y la fecha de su posible realización y que arroja luz sobre cuándo ocurrirá el aviso, vamos a ver algunos hechos relacionados con este gran Milagro.

Acontecimiento Venturoso para la Iglesia

El futuro Milagro de Garabandal coincidirá con un acontecimiento venturoso para la Iglesia. En efecto, la vidente Conchita ha dicho que el gran Milagro coincidirá con un acontecimiento importante para la Iglesia. Antes de profundizar sobre este hecho y de hacer suposiciones al respecto, conviene dejar claro lo siguiente: las apariciones se desarrollaron de 1961 a 1965, y fueron simultáneas a la convocatoria y desarrollo del Concilio Vaticano II. La virgen anunció a las niñas la muerte de Juan XXIII y les predijo también que su sucesor continuaría el Concilio y lo llevaría a su término.

Como el Vaticano II es, sin lugar a dudas, un hecho capital en la historia de la Iglesia del siglo XX, su coincidencia con las apariciones de Garabandal no puede ser casual. A este respecto, conviene dejar claro que el Aviso, tal y como ya hemos visto suficientemente, se producirá más bien después de un suceso difícil para la Iglesia, “algo como un cisma”. Por tanto, así como ya vimos que el Aviso será reflejo de un misterio doloroso para la Iglesia, el gran Milagro lo será con un misterio gozoso en la vida de la Iglesia.

Así pues, el día del Milagro coincidirá con un gran acontecimiento para la Iglesia. ¿Es posible hacerse la idea en qué coincidirá dicho acontecimiento? Aunque sabemos que es arriesgado hacer suposiciones, vamos a citar, sin embargo, algunas reflexiones que puedan arrojar luz al respecto. Conchita, a una pregunta que se le hizo en el año de 1974 sobre el tema, ella contestó lo siguiente:

“Es un hecho singular en la Iglesia que ocurre en contadas ocasiones y que nunca ha sucedido en mi vida. No es nada nuevo ni extraordinario, sencillamente es algo raro, como la definición de un dogma, algo que afectará a toda la Iglesia. Ocurrirá el mismo día que el Milagro, pero no como consecuencia de éste, sino por pura coincidencia.”

Parece inevitable pensar que pueda realizarse en el seno de la Iglesia un suceso importante y feliz en el futuro inmediato que no esté relacionado con el Concilio Vaticano II. En este contexto surge una hipótesis: la unidad de las Iglesias, es decir, la reconstrucción de la Iglesia primitiva por la reconciliación de los católicos y ortodoxos.

Recordemos que rota la unidad de las iglesias de Oriente y Occidente en el año de 1054, fue restablecida oficialmente en un par de ocasiones, pero sin resultados permanentes. Las divergencias entre católicos y ortodoxos no parecen insalvables, son más bien sentimentales que doctrinales; si bien se han concretado en dos puntos dogmáticos:

El primado de Pedro, obispo de Roma, sobre los demás obispos, como sucesor de Pedro.
La procesión del Espíritu Santo, punto de la teología dogmática debatido por siglos. Los orientales dicen que el Espíritu Santo procede “del Padre por el Hijo”, mientras que los occidentales utilizamos la fórmula “del Padre y del Hijo”.

Hay otros puntos secundarios. Sin embargo, también es necesario subrayar los puntos de unión entre ambas iglesias: una y otra aceptan la Sagrada Escritura y transmiten la Tradición Apostólica, tienen verdaderos sacramentos, especialmente el sacerdocio y la Eucaristía y honran con ferviente devoción a la Madre de Dios.

“Así, las dos ramas de Oriente y Occidente permanecen unidas en Cristo por la Eucaristía y por el Espíritu Santo. Sustancial y teológicamente la inmensa hueste de los ortodoxos y católicos constituyen una gran familia en María” escribió un obispo francés, Mons. J. Rupp, haciéndose eco del teólogo ortodoxo ruso del siglo pasado Vladimir Soloviev:
“La Iglesia, Una, Santa, Católica y Apostólica subsiste esencialmente tanto en Oriente como en Occidente y subsistirá eternamente, a despecho de la hostilidad y el cisma temporales de las dos mitades del mundo cristiano.”

La Unidad de las Iglesias

Si pensamos realmente que pueda existir esta reconciliación en un futuro cercano, resulta claro que precisamente desde el final de las apariciones de Garabandal se han dado pasos importantes en este sentido. Primeramente, el beso de paz intercambiado entre el Patriarca Ortodoxo Atenágoras y el Papa Pablo VI en enero de 1964, en el Monte de los Olivos. Después el 7 de diciembre de 1965, en vísperas de la solemne clausura del Concilio, tiene efecto la anulación de las excomuniones mutuas, cuando Pablo VI y Atenágoras en San Jorge, anularon los anatemas sentenciados nueve siglos antes. Dos años más tarde, el Papa visitaba al Patriarca en Constantinopla, y a su vez, este devolvía la visita al Vaticano meses después.

Más adelante siguieron años de estudio y preparación por parte de la Iglesia Ortodoxa que finalizaron con la creación de dos comisiones teológicas para el diálogo con Roma, decisión que fue anunciada oficialmente en el curso de una ceremonia en la Capilla Sixtina el 14 de diciembre de 1975, en que se conmemoraban diez años de la anulación de la excomunión. En esta ocasión, tuvo especial relieve la frase pronunciada en un mensaje por el Patriarca Dimitrius I en que reconocía que, “en el seno de la Iglesia de Dios el obispo de Roma está señalado para presidir en el amor y en el honor.

Una nueva etapa fue abierta con el pontificado de Juan Pablo II que manifestó en repetidas ocasiones su vivo deseo de recuperar la plena comunión con doscientos millones de ortodoxos que suman los patriarcados de Constantinopla, Alejandría, Antioquía, Jerusalén, Moscú, Servia, Rumania, Bulgaria, Georgia y la iglesias autocéfalas (independientes) de Chipre, Grecia, Polonia, América y las iglesias autónomas de Finlandia y Japón. El Papa no ocultó su esperanza de que esta comunión se restablezca totalmente con motivo del tercer milenio cristiano. Vio en ello la condición previa para que el diálogo con los protestantes pudiera llegar a resultados tangibles.

Por último, Benedicto XVI está también en pro para restablecer lo más pronto posible esta ansiada unión.

Conviene pues mantener la cabeza fría. El camino a la unidad requiere todavía tiempo y exigirá grandes trabajos teológicos y abundantes oraciones y sacrificios. Hará falta vencer prejuicios más que milenarios, pues al cisma de 1054 habían precedido muchos siglos de incomprensión y de frialdad tanto en Oriente como en Occidente. Sin embargo, no obstante se tiene la impresión de que el clima actual es el más favorable desde hace nueve siglos. La reconciliación de los grandes bloques de la Iglesia primitiva ha dejado de ser una utopía, para convertirse, bajo la acción invisible del Espíritu Santo, en una formidable y razonable esperanza.

Esto será ciertamente un suceso inaudito para la Iglesia que el Milagro de Garabandal lo refrendaría, por así decirlo, con el sello de Dios. La Madre de Dios, la Theotókos, como la llaman los griegos, se asociaría así a la reconciliación de sus hijos de Oriente y Occidente.

Ahora bien, ¿hay algún indicio en las apariciones de Garabandal para apoyar esta hipótesis, y que nosotros vemos cada vez como la más firme opción?

a - En primer lugar podemos mencionar que el 16 de agosto de 1961 el Padre Luis Andreu, que había muerto hacía poco, se manifestó a las videntes en una aparición. Este eminente políglota, que había visto por anticipación el Milagro, les enseñó a rezar el Ave María en griego. ¿Por qué la Virgen, nos preguntamos, quiso que las niñas aprendieran a rezar en griego, es decir, en una de las principales lenguas de la liturgia ortodoxa?

b - En segundo lugar, hay una curiosa coincidencia de fechas. En efecto, la ruptura, hasta hoy definitiva, entre católicos y ortodoxos se consumó el 16 de julio de 1054. Es precisamente esta fecha la elegida por la Madre de Dios para aparecerse a San Simón Stock, dos siglos más tarde, el 16 de julio de 1251, bajo el título de Nuestra Señora del Monte Carmelo, advocación que el Cielo eligió precisamente para sus apariciones en Garabandal, como para insinuar que el gran cisma de Oriente concluirá bajo el signo del Monte Carmelo. Vale la pena recordar que el Monte Carmelo, situado en Palestina, evoca al profeta Elías, muy venerado en Oriente.

c - En tercer lugar, en varias ocasiones las niñas de Garabandal llegaron a decir que la Santísima Virgen en repetidas ocasiones les había hablado de la unión de las iglesias y que había que orar y trabajar mucho por este propósito.

d - Y en cuarto lugar, finalmente, no deja de ser ilustrativo que precisamente en las revelaciones del Sagrado Corazón de Jesús a la Señora Vassula Ryden de religión ortodoxa griega, nuestro Señor le haya hablado de la autenticidad e importancia de las apariciones de Garabandal, amén de que el propósito esencial de las revelaciones a Vassula es precisamente el lograr la ansiada unidad de las iglesias.

Por todo lo anteriormente dicho, somos de la opinión de que el gran Milagro de Garabandal que ocurrirá entre un lapso de entre ocho días y doce meses después del Aviso, coincidirá un jueves, con el acontecimiento grandioso de la Unidad de las Iglesias, particularmente la Católica y la Ortodoxa.
El Papa Verá el Milagro “Desde Donde Quiera que Esté”

La Santísima Virgen hace una precisión que llama mucho la atención, y que evidencia la trascendencia del momento histórico que atravesará la Iglesia y el Papa entre el Aviso y el Milagro, pues lo verá “…desde donde quiera que esté…”, lo que invita a pensar que el Papa no estará en el Vaticano a la hora del Milagro. Y aquí resultan dos hipótesis: o estará realizando un viaje pastoral o estará fuera de Roma por circunstancias que en ese momento impedirá que el Santo Padre pueda desarrollar su labor como Obispo de Roma; más explícitamente, una persecución en contra de la Iglesia y del Papa.

De acuerdo con todo lo que hemos dicho respecto al futuro inmediato de la Iglesia, entendemos que el Papa con motivo del ataque violento a Italia y concretamente a Roma y al Vaticano tendrá que dejar Roma, y será desde el exilio, después del Aviso, que entonces podrá ver el Milagro.

EL GRAN MILAGRO DE GARABANDAL


Además del Aviso, la Santísima Virgen ha prometido un Milagro que podrá ser visto por millones de personas.

Fue en las apariciones de Garabandal donde la Santísima Virgen habló de este gran acontecimiento que vendrá al mundo inmediatamente después del Aviso que acabamos de explicar. Haciendo un resumen de todo lo que se ha revelado a la principal vidente Conchita González, podemos mencionar los aspectos esenciales que están vinculados a este gran Milagro que ocurrirá en las montañas de Garabandal, donde se localizan nueve pinos, lugar donde ocurrieron muchísimas de las apariciones que se verificaron entre los años de 1961 a 1965.

Las características de este futuro Milagro son las siguientes:

Con objeto de ir desentrañando la naturaleza de este prodigio y la fecha de su posible realización y que arroja luz sobre cuándo ocurrirá el aviso, vamos a ver algunos hechos relacionados con este gran Milagro.

Parece inevitable pensar que pueda realizarse en el seno de la Iglesia un suceso importante y feliz en el futuro inmediato que no esté relacionado con el Concilio Vaticano II. En este contexto surge una hipótesis: la unidad de las Iglesias, es decir, la reconstrucción de la Iglesia primitiva por la reconciliación de los católicos y ortodoxos.

Recordemos que rota la unidad de las iglesias de Oriente y Occidente en el año de 1054, fue restablecida oficialmente en un par de ocasiones, pero sin resultados permanentes. Las divergencias entre católicos y ortodoxos no parecen insalvables, son más bien sentimentales que doctrinales; si bien se han concretado en dos puntos dogmáticos:

El primado de Pedro, obispo de Roma, sobre los demás obispos, como sucesor de Pedro.
La procesión del Espíritu Santo, punto de la teología dogmática debatido por siglos. Los orientales dicen que el Espíritu Santo procede “del Padre por el Hijo”, mientras que los occidentales utilizamos la fórmula “del Padre y del Hijo”.

Hay otros puntos secundarios. Sin embargo, también es necesario subrayar los puntos de unión entre ambas iglesias: una y otra aceptan la Sagrada Escritura y transmiten la Tradición Apostólica, tienen verdaderos sacramentos, especialmente el sacerdocio y la Eucaristía y honran con ferviente devoción a la Madre de Dios.

“Así, las dos ramas de Oriente y Occidente permanecen unidas en Cristo por la Eucaristía y por el Espíritu Santo. Sustancial y teológicamente la inmensa hueste de los ortodoxos y católicos constituyen una gran familia en María” escribió un obispo francés, Mons. J. Rupp, haciéndose eco del teólogo ortodoxo ruso del siglo pasado Vladimir Soloviev:

“La Iglesia, Una, Santa, Católica y Apostólica subsiste esencialmente tanto en Oriente como en Occidente y subsistirá eternamente, a despecho de la hostilidad y el cisma temporales de las dos mitades del mundo cristiano.”

Comentarios en: "El Gran Aviso" (1)

  1. juan antonio huerta rivera dijo:

    PADRE ETERNO, TE OFREZCO EL CUERPO Y LA SANGRE, EL ALMA Y LA DIVINIDAD DE TU AMADISIMO HIJO, NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO, COMO PROPICIACION POR NUESTROS PECADOS Y LOS PECADOS DEL MUNDO ENTERO. OH SANGRE Y AGUA QUE BROTASTE DEL SAGRADO CORAZON DE JESUS, COMO UNA FUENTE DE MISERICORDIA PARA TODOS NOSOTROS. EN TI CONFIO. AMEN.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 37 seguidores

%d personas les gusta esto: